El Acento Inmaculada Sánchez Tiempos de hoy
 
   

                              Nº 1199. 5 de mayo de 2017

- - --





El Acento / Inmaculada Sánchez

Becarios contra precarios


Ha tenido que hablar un famoso como Jordi Cruz de los becarios que no cobran para
que ocupe un sitio en la agenda pública la precariedad laboral. Lo peor es admitir que, además de explotados, quitan un puesto de trabajo a un desempleado precario.

Seamos serios y no demagogos. No demos argumentos a quien crítica la actual situación laboral española acusando como culpable al desencuentro entre educación y empresa y señala a España como un país de pretenciosos universitarios huérfanos de empleo. ¿Algún desequilibrio de cifras? Haberlo, haylo. Pero la provechosa extinción de los antaño conocidos como becarios también merece su porción de culpa.

Aclaremos. Una cosa son los becarios y otra, los estudiantes en prácticas. No debería hacer falta explicar que los segundos no tienen beca (o sea, remuneración) alguna que llevarse a la boca. Tras la realista y competitiva Bolonia la universidad española asumió la obligación de proporcionar prácticas en empresas, pagadas en equivalencia de asignaturas aprobadas, para que nuestros licenciados –ahora llamados graduados– incluyeran en su curriculum  alguna estancia laboral. Tampoco habría que añadir que son pocas las universidades que cumplen con su obligación y mayoría los estudiantes que se las ven y se las desean para encontrar dónde hacer esas prácticas.

La línea divisoria en el debate público que, sorpresivamente, ha destapado un reconocido y bien mirado famoso como el chef Jordi Cruz, entre prácticas formativas y pagadas debería estar meridianamente clara en sociedades sanas y sin cifras de paro como las nuestras. Léase: que la duración de las prácticas no remuneradas resulte equiparable a la superación de una asignatura. Que su exigencia horaria tampoco supere la media jornada, para que no impida continuar el resto de asignaturas del curso. Y que su presencia en la plantilla de la empresa no represente un porcentaje susceptible de variar las cifras de rentabilidad o producción de la misma. Sobra añadir que en su transcurso debe caber un tiempo de pura formación.

El hecho es que junto a este loable intento de acercar la Universidad al mercado laboral han irrumpido, al calor de nuestro insoportable nivel de desempleo, las empresas que han sustituido la mano de obra que necesitan por los sufridos estudiantes deseosos de incorporar a su mochila la siempre valorada experiencia laboral, aunque sea de gratis. Si ocurre, como afirmó sin sonrojo Jordi Cruz, que sin esos mal llamados becarios el restaurante no es viable, o que, ocupan cerca de la mitad, o más, de la plantilla total, no estamos hablando de prácticas, sino de trabajo sin remunerar. Pura explotación.

Pocos días después hemos conocido las buenas cifras del paro. Aclaremos también los datos, a pesar del récord histórico en el descenso de desempleados del mes de abril. Sólo 9 de cada 100 nuevos contratos son indefinidos. No sólo eso: apenas un 5,5 por ciento lo fueron a tiempo completo. Es por eso que el peso de los contratos a tiempo parcial, y sueldo, también, parcial, es ya nada menos que el 34,8 por ciento de todo nuestro mercado de trabajo. Y creciendo. ¿Y aún nos extraña que haya quien pida, como el televisivo Cruz, que los becarios sin beca deberían hasta pagar por trabajar en sus restaurantes?
 

Firma

Periodista y directora de El Siglo desde 2011, revista que contribuye a fundar, en 1991, formando parte de su primer equipo como jefa de la sección de Nacional. Anteriormente trabajó en las revistas Cambio 16 y El Nuevo Lunes y en la Cadena Ser. Actualmente también participa asiduamente en diferentes tertulias políticas de TVE y de Telemadrid.


-
 
 

-

José García
Abad


.
Miguel Ángel Aguilar

-
María Jesús Serrano

-
Pablo
Bustinduy

-


Belén Hoyo



-
Joan Tardà


-
Cristina Antoñanzas

-

Carles
Campuzano



-
Inmaculada Sánchez

-
Sergio del Campo


.

Graciano Palomo


.

Bruno Estrada


.José Antonio Pérez Tapias

-
Joan Navarro


-
José M. Benítez de Lugo



-

José Luis Centella


,
Carlos Berzosa



,

Julio Rodríguez

-
Mauro Armiño


.


Pere Navarro



.

Julius G. Castle