El Acento / Inmaculada Sánchez Tiempos de hoy

 
   

                             Nº 1206. 23 de junio de 2017

- - --






El Acento / Inmaculada Sánchez

Los pececitos


Nuestro simpar ministro de Hacienda ha comparado la amnistía fiscal con el cebo para atraer pececitos que se escapaban al Fisco. Vistas las cifras de lo recaudado y aflorado, caro cebo para el peor día de pesca imaginado.

Ha sido nuestro socarrón titular de Hacienda, que se encamina con paso decidido a la reprobación en el Congreso –y ya serían tres, con Catalá y Fernández Díaz, los ministros de Rajoy repudiados por el Parlamento–, quien ha dado esta semana un empujoncito impagable al entusiasmo ciudadano por cumplir con el Fisco.

Su acuática metáfora para explicar en llano lenguaje por qué se vio obligado a hacer algo que no quería –aquello que sólo el Gobierno llamaba regularización fiscal y el resto del mundo amnistía– nos ha terminado de reconciliar con nuestro sistema recaudatorio.

El objetivo, ha dicho Montoro en sede parlamentaria, era echar un cebo para que picaran los pececitos, intentando ennoblecer el método que acaba de declarar inconstitucional nuestro más alto Tribunal incorporándole la cualidad de permitir investigar las cuentas de los amnistiados. Gracias a esa caña de pescar tan hábilmente utilizada por el simpar Montoro, por ejemplo, se han conocido los otros millones ocultos de Luis Bárcenas en Suiza, o el origen inconfesado de los del líder minero asturiano José Ángel Fernández Villa, actualmente procesado.

Si no fuera porque, en su día, Hacienda cifró en 330.000 los españoles que se acogieron a la citada amnistía fiscal y en apenas unos 700 de entre ellos los investigados por blanqueo, podría haber alguien que comprase al ministro tan valiosa caña, pese a su ya imborrable mancha inconstitucional.

Pero es que, además, de los 2.500 millones que se anunció se recaudarían  y los 25.000 que aflorarían apenas se llegó a la mitad, incluso después de permitir que se pagara en metálico y de que el inicial 10 por ciento de contribución a Hacienda quedara en un ridículo 3. Conviene recordar ciertas cifras para que sepamos el tamaño de esos pececitos de los que habla Montoro y a los que más vale ir al encuentro con arpones.

Firma

Periodista y directora de El Siglo desde 2011, revista que contribuye a fundar, en 1991, formando parte de su primer equipo como jefa de la sección de Nacional. Anteriormente trabajó en las revistas Cambio 16 y El Nuevo Lunes y en la Cadena Ser. Actualmente también participa asiduamente en diferentes tertulias políticas de TVE y de Telemadrid.

-