Index Economia NL Tiempos de hoy

 
   

 Nº 1275. 4 de enero de 2019

- - --

Tema de Portada de El Nuevo Lunes / Nuria Díaz

BBVA y Santander estrenan cúpulas este año para concluir la limpia de activos tóxicos, digitalizarse y afrontar nuevas fusiones

Genç y Orcel, los ‘mandamases’ de la banca en 2019

2019 es año de estrenos en la banca. El BBVA inaugura año con nuevo presidente, Carlos Torres, y nuevo consejero delegado, Onur Genç, un tándem encargado de levantar la acción, culminar la digitalización soñada por FG, encaminar los problemas en Turquía y México y dar carpetazo a la venta de activos tóxicos. Más o menos, con matices, lo mismo que la nueva mano derecha de Ana Botín, el italiano Andrea Orcel tendrá que hacer en el Santander. Por lo demás, los analistas ven fusiones en el horizonte y un BCE que también cambiará de ‘mandamás’ este año. Aunque para ver cómo se va Mario Draghi habrá que esperar al otoño.


Onur Genç, nuevo CEO del BBVA y Andrea Orcel, nuevo CEO del Santander. /EUROPA PRESS    

Lo de levantar la capitalización del banco azul parece una labor de titanes. Durante 2018, se ha dejado el 34% de su valor por el camino. El banco que hereda Torres vale unos 31.000 millones, la mitad que el Santander Otro de los asuntos que en 2019 deberá afrontar el nuevo equipo directivo de BBVA es su exposición a mercados emergentes complejos como México (del que proceden el 41% de sus beneficios) y Turquía (en donde posee el 49,9% del Garanti)

1 de enero de 2019: el BBVA estrena presidente. Carlos Torres, consejero delegado desde 2015 y paciente delfín, se sienta en el sillón que después de 19 años y dos cambios de estatutos para alargar su mandato, deja libre Francisco González. Hombre cercano al ya ex presidente, su nombre sonaba en los círculos financieros desde hacía tiempo para ser el sucesor. Mucho más sorprendente ha resultado el nombramiento a finales de 2018 del que será su mano derecha en esta nueva etapa que comienza en el banco azul. El directivo turco Onur Genç -hasta ahora al frente de la filial en EEUU (Compass) y anteriormente “número dos” del turco Garanti- se estrena como consejero delegado que reportará directamente al Consejo de Administración, y no al presidente como hasta ahora. Un tándem al que al BCE, amigo de la separación de poderes, parece haber dado su bendición. Del nuevo presidente ejecutivo dependerán las áreas de Transformación, Estrategia y Legal y Control, mientras que al consejero delegado informarán las unidades de negocio y funciones globales.

¿Qué se encuentran Torres y Genç encima de la mesa?. Muchos temas pendientes pero los analistas señalan especialmente tres: la acción, la internacionalización y la digitalización.
Lo de levantar la capitalización del banco azul parece una labor de titanes. Durante 2018, los títulos del BBVA se han dejado el 34% de su valor por el camino. El banco que hereda Torres vale unos 31.000 millones en Bolsa, la mitad que su eterno competidor, el Santander. Desde que González se convirtiera en presidente único del banco en 2001, la entidad ha perdido unos 13.000 millones de valor en Bolsa, con un descenso del 66% en la cotización y una rentabilidad total para el accionista del -26%, incluidos los dividendos repartidos.

La lira turca, quebradero de cabeza
Otro de los asuntos que en 2019 deberá afrontar el nuevo equipo directivo de BBVA según los analistas es su exposición a mercados emergentes complejos como son México (del que proceden el 41% de sus beneficios) y Turquía (en donde la entidad posee el 49,9% del Garanti). En el caso de Bancomer (México) las incertidumbres vienen de las intenciones del gobierno de López Obrador de reducir y en algunos casos prohibir las comisiones bancarias que cobran a los clientes, lo que impactaría directamente sobre los ingresos de la entidad.
Por otro lado, Turquía, una de las grandes apuestas de Torres, también ha dado grandes quebraderos de cabeza al banco durante 2018. La fuerte depreciación de la libra ha provocado un fuerte impacto en su evolución en Bolsa. Pese a todo, el nuevo presidente del BBVA ha insistido en numerosas ocasiones en que las medidas adoptadas por el Banco Central de Turquía para enfriar la economía van por el buen camino y ha asegurado que tiene plena confianza en la evolución que pueda tener el Garanti en los próximos años.

50% de clientes digitales
El tándem Torres–Genç también es un entusiasta de la digitalización por lo que se espera que continúen el empeño de FG de convertir el banco en la entidad más digital del mercado. Hace apenas unos días, el BBVA anunciaba que los clientes del grupo BBVA que se relacionan con el banco a través de canales digitales ya han alcanzado el 50% del total, según datos de la entidad, que apunta que el uso de estos canales ha crecido más de un 19% en el último año. A finales de noviembre de 2018, el grupo contaba con 26,4 millones de clientes digitales, que interactúan con el banco a través de dispositivos móviles, ordenadores y tabletas, frente a los 22,2 millones de un año antes. Estas cifras son "fruto del esfuerzo del grupo por diseñar los mejores servicios digitales de banca del mercado", una determinación que ha sido recientemente reconocida por la consultora Forrester, que ha seleccionado la 'app' de BBVA como la mejor del mundo por segundo año consecutivo. El responsable global de soluciones de cliente en BBVA, Derek White, ha asegurado que este hito supone "un enorme espaldarazo" a la estrategia de transformación y al equipo de la entidad. White ha asegurado que en 2019 el grupo seguirá aumentando su oferta de productos y servicios. BBVA ya sobrepasó la barrera del 50% de clientes digitales en España en octubre de 2017. Desde entonces, seis de los diez principales países en los que opera han superado este umbral, incluyendo EE.UU., Turquía, Argentina, Colombia y Venezuela.

Hace unos días Bankia, Sareb e Ibercaja  comunicaron acuerdos  para traspasar sus activos tóxicos a sociedades en las que obtienen una participación del 20%, lo que les permite obtener luego retorno en forma de dividendo Algo más habrá que esperar para ver sentado en su sillón a tiempo completo al nuevo CEO del Santander, el italiano Andrea Orcel. Algunas fuentes señalan la negociación de su ‘finiquito’ en la firma UBS como la principal causa

 

Limpiando balances
El cuarto reto, compartido eso si con el resto de la banca, es el de terminar de limpiar su balance de activos tóxicos. El banco acaba de comunicar a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) la venta de una cartera de 1.490 millones de euros en créditos hipotecarios dudosos y fallidos al fondo de pensiones de Canadá. La entidad estima que se anotará un impacto positivo próximo a los 150 millones de euros en sus cuentas de 2019, aunque concretará esta cifra más adelante cuando la operación se encuentre en una fase más avanzada. La operación se enmarca en el proceso bancario de venta de activos tóxicos a fondos de inversión para mejorar sus ratios de solvencia y reforzar su negocio financiero.

Hace unos días Bankia, Sareb e Ibercaja también comunicaron varios acuerdos similares para traspasar sus activos tóxicos a sociedades en las que obtienen una participación del 20%, lo que les permite obtener luego retorno en forma de dividendo cuando estos activos son 'saneados' y aumentan de valor. Con la operación de BBVA, el conjunto del sector financiero ha sacado ya de sus balances cerca de 72.000 millones de euros en créditos dudosos -que acumulan un plazo de impago superior a 90 días- o fallidos.

Orcel calienta en la banda
Algo más habrá que esperar para ver sentado en su sillón a tiempo completo al nuevo CEO del Santander, el italiano Andrea Orcel. Algunas fuentes señalan a la negociación de su ‘finiquito’ en la firma UBS como la principal causa, y quizá por eso su toma de posesión se anunció para “principios de 2019” sin especificar fecha. Sea como fuere, será cuestión de semanas.

Cuando se anunció el nombramiento el pasado mes de septiembre, la presidenta Ana Botín, destacó que “la experiencia internacional de Andrea Orcel y su conocimiento estratégico del negocio de banca comercial fortalecen al equipo del banco y nos ayudarán a continuar ejecutando nuestra estrategia, cuyo objetivo es ser el mejor banco comercial. Andrea Orcel conoce a fondo el negocio de la banca comercial y tiene amplia experiencia en gestión de equipos en organizaciones más horizontales y colaborativas, tanto en Europa como en América. Tendrá un importante papel en la construcción de plataformas digitales integradas para el Grupo, al tiempo que preservamos nuestro modelo de filiales. Andrea Orcel ha colaborado con el banco en sus decisiones estratégicas desde hace casi dos décadas, y entiende y comparte nuestros valores y cultura”.

El Santander, que sigue trabajando en la integración del Banco Popular, tiene pendiente su plan estratégico con algunos retos de futuro comunes a toda la banca, como la digitalización y lidiar con las exigencias cada vez mayores del BCE, como continuar mejorando en 2019 sus ratios de capital, especialmente tras los resultados de los últimos test de estrés realizados por la Autoridad Bancaria Europea (EBA). El supervisor nacional, por cierto, tendrá este ejercicio más competencias que el pasado para intentar frenar riesgos sistémicos, una tarea en la que le acompañará la nueva autoridad macroprudencial, que verá la luz este año.

El ‘Brexit’, siempre el ‘Brexit’
Si a BBVA le preocupa México y Turquía, al Santander, Brasil y Reino Unido, donde obtiene, en conjunto, el 40% de sus beneficios. "Soy optimista respecto a la situación en Brasil", decía no hace mucho Jose Antonio Álvarez, todavía CEO del Santander. En los últimos cuatro años, pese a la dura recesión vivida en el país, la filial carioca "ha duplicado sus beneficios y ha elevado su rentabilidad sobre el capital del 12% al 20%". Por ello, ahora, en un contexto de mejora económica, su rendimiento debería ser todavía mejor. El nuevo Gobierno, además, está abordando la reducción del déficit público, el principal hándicap del país, comentó Álvarez. En Reino Unido, Álvarez dijo que confía en que finalmente se alcanzará un acuerdo sobre el Brexit, aunque no está clara su modalidad. Con todo, este escenario genera un aumento de la "incertidumbre" que se trasladará al crecimiento de la economía británica, pronosticó. Esta situación, aseguró, no afectará en exceso a la calidad crediticia de la cartera y tendría el mayor impacto en los préstamos al consumo, donde Santander tiene una baja presencia.

Baile de fusiones a la vista

El 2018 terminaba con Unicaja y Liberbank haciendo números para fusionarse. Los dos bancos de mediano tamaño, habituales en todas las quinielas de consolidación de la banca de inversión, parece que esta vez están yendo más allá de los simples contactos. Unicaja habría fichado al banco de inversión italiano Mediobanca para estudiar una fusión con Liberbank, según varias fuentes financieras. Deutsche Bank estaría asesorando a la antigua caja asturiana. La integración daría como resultado a la sexta entidad por activos en España, con casi 96.000 millones de euros, por encima de Bankinter. La entidad combinada controlaría el 4% de la cuota de mercado. Los analistas financieros dieron las bendiciones al matrimonio en ciernres porque , aseguran, Unicaja y Liberbank son entidades muy complementarias. La primera de las entidades centra su radio de acción en Andalucía y Castilla León, en tanto que la segunda de ellas opera sobre todo en el Norte de España, Castilla-La Mancha y Extremadura.
Con esta posible fusión, los analistas dan por abierto el baline y las especulaciones se han disparado.
Los propios bancos lo reconocen.

Así, recientemente el CEO de Caixabank, Gonzalo Gortázar reconocía que el proceso de digitalización que debe abordar el sector financiero, que requerirá fuertes inversiones y provocará una reducción de los márgenes de negocio, puede ser un acicate para ver nuevas fusiones en el sector. "Aquellas entidades que no puedan realizar el viaje [la reconversión tecnológica] solas, necesitarán realizar una reducción sustancial de la base de costes y las fusiones permiten lograr ese objetivo", afirmó Gortázar, durante el XIV Encuentro del Sector Financiero de IESE y EY. El directivo, no obstante, también señaló que no todos los bancos están en esa situación. Para aquellos que están a la cabeza del sector en el proceso de transformación digital ("nosotros estamos en ese grupo", dijo Gortázar), "las fusiones son una distracción". "Las operaciones de integración suponen un despiste [del negocio] durante bastante tiempo. Son procesos muy complejos que es difícil abordar si tu mentalidad es la de acometer la digitalización", indicó.

Que el tema está sobre la mesa lo demuestra en que, en el mismo acto, José Antonio Álvarez, consejero delegado de Santander, señalaba que el actual contexto europeo impide a los bancos generar valor a través de las fusiones, frente al modelo seguido por Santander hasta ahora de "adquisiciones de entidades ineficientes". Álvarez remarcó que actualmente existe en Europa en torno a una docena de entidades relevantes en el sector.
Por tanto, "no hay tanto espacio real para la consolidación bancaria europea" indicó durante el XIV Encuentro del Sector Financiero de IESE y EY.

 

La tecnología y los nuevos tipos de negocio impulsarán al sector asegurador

El sector asegrador se enfrenta a grandes retos este año que ahora comienza. Y es que el cambio en los tipos de negocios, con la tecnología como transfondo, irremediablemente también cambiará el tipo de polizas. tanto que la patronal del sector ya ha esbozado el que será su Plan de Acción para este año. Unespa ha señalado que las líneas de trabajo que la asociación del seguro se ha marcado para 2019 incluyen, entre cosas, realizar un mayor esfuerzo en claridad y transparencia, buscar fórmulas para promover la cultura de la prevención en el ámbito de la empresa, y, cómo no, la innovación. En este último ámbito tendrá un papel destacado el Consejo Asesor de Innovación creado en 2018.

Una de las pirncipales compañías, Mapfre, tambén ha identificado varias tendencias que en 2019 marcarán los cambios que se van a producir en la industria. Con el auge de las nuevas tecnologías, la economía colaborativa y las redes sociales en particular, cada vez son más las personas que utilizan estos medios a la hora de contratar una póliza. Por esta razón, es muy importante que en el sector asegurador, cada empresa se adapte a estas tendencias en la mayor brevedad posible”-señalan

Los analistas señalan que en este entorno las entidades cada vez ofrecerán pólizas más personalizadas a los clientes con la ayuda de las empresas tecnológicas del seguro, las insurtech.

... y todo El Nuevo Lunes en www.elnuevolunes.es

-

-

-